Cuba Nuestra: Sociedad Civil


Manuel Castro comenta “Opositores denuncian la “constantinización” de la Iglesia cubana”
28 abril, 2012, 7:32
Filed under: Sin categoría


Por el bien del pueblo cubano y de la Iglesia católica es necesario que se jubile el cardenal Jaime Ortega y Alamino, que ya cumplió 75 años.

Por Manuel Castro Rodriguez
castropanama@yahoo.es

“(Con la Iglesia) estamos hablando el mismo idioma y no hay por qué no hablar el mismo idioma. Lo que persigue la revolución cubana es lo mismo que persigue la Iglesia católica”, declaró Eduardo Delgado Bermúdez, embajador de los hermanos Castro ante el Vaticano, unos días antes de la visita de Benedicto XVI a Cuba

http://www.diariodecuba.com/cuba/10136-la-habana-seria-penoso-que-el-papa-recibiera-disidentes

Los hechos demuestran que el sentido de esas declaraciones del embajador de los hermanos Castro ante el Vaticano va mucho más allá de lo que caracteriza a una diplomacia constructiva. Por ejemplo, al hablar el 25 de abril en un foro auspiciado por la Universidad de Harvard, Estados Unidos, el cardenal Jaime Ortega y Alamino utilizó un lenguaje muy similar al de la tiranía castrista

http://forum.iop.harvard.edu/content/church-and-community-role-catholic-church-cuba

El cardenal Jaime Ortega y Alamino declaró que son “delincuentes” los trece disidentes que ocuparon pacíficamente la Basílica Menor de la Caridad del Cobre -sin interrumpir las actividades propias del templo- y que fueron desalojados por la policía castrista a petición del Arzobispado de La Habana. Ortega y Alamino agregó “yo quisiera que ustedes vieran el informe de las personas que tomaron esa iglesia”.

¿El arzobispo de La Habana tiene acceso a los expedientes policiales del régimen militar que tiraniza a Cuba?

Berta Soler, la portavoz de las Damas de Blanco, aseveró que “si el cardenal diera seguimiento a la Doctrina Social de la Iglesia, lo primero que tenía que haber hecho era ir donde estaban esos hombres, que no eran bandoleros, y hacer oraciones con ellos, y no pedir que los desalojaran”. Berta Soler afirmó: “Donde hay desalojo hay fuerza represiva”.

La portavoz de las Damas de Blanco dijo que esos hombres “son rebaño de la Iglesia, y la Iglesia debe estar al lado de las personas que sufren, de los marginados”. Berta Soler recordó que “la Iglesia visita a los criminales, y los perdona, porque Dios perdona”. Añadió: “¿Quién es el cardenal para no perdonar, si fuese verdad que estos hombres son bandoleros?”

http://www.diariodecuba.com/cuba/10816-berta-soler-el-cardenal-esta-muy-equivocado-esos-hombres-no-son-delincuentes

El cardenal Ortega y Alamino llegó al extremo de decir que cuando él visitó Miami después de ser nombrado cardenal, monseñor Agustín Román -entonces Obispo Auxiliar de Miami, fallecido recientemente- le había pedido que eliminara de su homilía la palabra ‘reconciliación’. Cardenal, de niño me enseñaron que carece de ética quien revela una conversación privada, máxime cuando quien supuestamente se lo solicitó, no puede desmentirlo. Cardenal Ortega, ¿por qué usted no lo dijo cuando monseñor Agustín Román vivía?

Durante la conferencia en Harvard, el cardenal Ortega también acusó a los medios opositores a la tiranía castrista de “fabricar noticias”. Le pregunto al arzobispo de La Habana si él también considera que Amnistía Internacional se dedica a “fabricar noticias”. Por ejemplo, Amnistía añadió a José Daniel Ferrer García a su lista de presos de conciencia y denuncia: “En los últimos 24 meses Amnistía Internacional constata un brusco aumento del acoso y las detenciones contra disidentes políticos, activistas de derechos humanos, periodistas y blogueros de toda Cuba. Desde marzo de 2011, por ejemplo, se ha detenido a más de 65 periodistas independientes, la mayoría en más de una ocasión. (…) “las autoridades cubanas han agudizado su estrategia de silenciar a la disidencia mediante el acoso a activistas y periodistas, a los que se somete a detenciones breves y actos públicos de repudio. Las autoridades cubanas siguen sin tolerar ninguna crítica a las políticas del gobierno realizada fuera de los mecanismos oficiales bajo su control”.

Cardenal Ortega, Amnistía Internacional finaliza expresando: “Los efectos negativos del embargo estadounidense, que en Amnistía Internacional hemos criticado en numerosas ocasiones, no justifican la represión de las libertades fundamentales en un grado que supera con creces lo que permiten las normas internacionales de derechos humanos sobre la protección de la seguridad nacional y el orden público”.

http://www.es.amnesty.org/actua/acciones/cuba-libertad-presos-conciencia/

Cardenal, casi diariamente por espacio de un año le he estado enviando información al Sr. Roberto Veiga González –editor de Espacio Laical, de quien se comenta es primo suyo-, sobre la violación de los derechos humanos que sufre el pueblo cubano. A pesar de que el Sr. Veiga González es abogado y miembro de la Comisión de Justicia y Paz de la Arquidiócesis de La Habana, hasta donde yo sé no ha movido un dedo para evitar esas violaciones.

***************************************************************************


“Opositores denuncian la “constantinización” de la Iglesia cubana” (artículo publicado en Diario de Cuba)

Acusan al cardenal Jaime Ortega de dejar “tocadas para siempre” las relaciones Iglesia-disidencia, tras su errática conferencia en Harvard.

Varios representantes de la disidencia, entre ellos católicos y evangélicos, denunciaron el viernes las “desafortunadas” palabras del cardenal Jaime Ortega en un encuentro con estudiantes de la Universidad de Harvard.

Interrogado sobre los disidentes que poco antes de la llegada del Papa tomaron un templo en La Habana, Ortega negó que fueran expulsados por la fuerza y los describió como “delincuentes” y personas de “poco nivel cultural”.

“Es muy penoso que un pastor haga estas declaraciones denigrantes, y hable con tal sentido de rechazo”, afirmó el reverendo bautista Mario Félix Lleonart.

El pastor dijo que “se supone que la Iglesia esté junto a los pobres, pero la cubana vive un proceso de constantinización, de Iglesia perseguida a Iglesia al lado del emperador”.

El emperador romano Constantino I, El Grande, hizo grandes donaciones a la Iglesia y fue considerado como el primer emperador cristiano. Gracias a él, la Iglesia dejó de ser perseguida por el Imperio, para ser acogida por el Emperador.

Manuel Cuesta Morúa, portavoz del Partido Arco Progresista, coincide en que las declaraciones de Ortega fueron “desafortunadas” y cree que “con cada paso, el cardenal pierde cada vez más legitimidad frente al pueblo de Dios”.

“Ortega tiene una tendencia muy clara a utilizar el mismo lenguaje del código penal cubano. Él estuvo en las UMAP por un calificativo de ese tipo [delincuente]. Es una ironía muy amarga que ahora utilice el lenguaje prestado por el Gobierno”, apuntó el líder socialdemócrata.

Cuesta considera que este último suceso “deja tocadas para siempre las relaciones Iglesia-disidencia, por lo menos con la iglesia que representa Ortega, pues ha roto la posibilidad del diálogo y la mediación”.

“Inquietante tendencia a alejarse de la verdad”

El presidente de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional, Elizardo Sánchez, concuerda con que, “lamentablemente”, las relaciones entre la Iglesia y el movimiento opositor quedarán “afectadas”.

“Y todo, por su afán de acercarse cada vez más al Gobierno, movido por una actitud de pragmatismo político que le aleja de la mayoría del pueblo”, advirtió Sánchez, quien además criticó que el arzobispo dijera al L’Osservatore Romano que en Cuba no quedan presos políticos.

“Es inquietante su tendencia a alejarse de la verdad de los hechos”, apostilló el activista.

Por su parte, el periodista independiente Guillermo Fariñas dijo que “sorprende que un ex-preso político, como lo es el cardenal, crea en las versiones jurídicas del Gobierno”.

“Su lenguaje se asemeja al de las autoridades. Veo cierta tendencia oportunista. Ahora la jerarquía católica recibe prebendas materiales del Gobierno y se olvida de que todos somos hijos de Dios”, explicó Fariñas.

“Un grave fallo”

En el exilio, Ortega y Alamino fue cuestionado abiertamente por el Partido Demócrata Cristiano de Cuba (PDC).

“Es un error muy grande, y una contradicción que lo cometa un miembro de la Iglesia”, afirmó Marcelino Miyares, presidente del PDC.

El máximo representante de la democracia cristiana señaló que “cualquier grupo de personas tiene derecho a ocupar un templo, porque es un territorio neutral, un santuario”.

“Son unas palabras muy inoportunas” del cardenal, añadió.

En un comunicado, el Comité Cubano Pro Derechos Humanos lamentó las palabras del cardenal en Harvard, “no solo por su persona, en cuanto a la pérdida de la confianza y crédito que muchos le tenían y le están retirando, sino por la nación cubana y lo mucho que él puede representar como autoridad moral”.

El Comité considera que Ortega ha cometido “un grave fallo en sus declaraciones, que no están en nada acorde con su misión evangélica del cristianismo y el amor a todos”.

“Nos atrevemos a pensar que si alguien esta sufriendo hoy sus faltas y equivocaciones en esa presentación de Harvard es el propio cardenal. Es un ser humano propenso a desatinos y se merece su oportunidad de rectificar”, dijo una nota firmada por Ricardo Bofill y Oscar Peña.

Anuncios

1 comentario so far
Deja un comentario

[…]  Manuel Castro comenta “Opositores denuncian la “constantinización” de la Iglesia cubana” […]

Pingback por 28 abril 2012




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: