Cuba Nuestra: Sociedad Civil


JOSE MARTI Y LAS DAMAS DE BLANCO
29 marzo, 2010, 1:19
Filed under: Sin categoría

https://i2.wp.com/www.eu93.net/archivos/Carmen%20Gomoneda.jpg

Carmen Gamoneda Artiles.

Miami, Marzo 26-2010

Los últimos sucesos ocurridos y los que están ocurriendo, en Cuba, me han removido los cimientos y raíces. De tal forma, que sin ser escritora ni historiadora, he decidido escribir recordando consejos y lo aprendido, de que la continuidad histórica la debemos amar y defender, para honrar la Patria y ser dignos hijos de ella.

Mis recuerdos y memorias, lecturas y estudios de los tiempos jóvenes, se entrelazan con lo que está sucediendo en Cuba.

Por los años vividos en la Republica, viví de cerca las represiones de los gobiernos de aquel entonces. Estas eran dirigidas a grupos de cubanos, que en obra gansteril, se dedicaban hacerle el juego, a ciertos gobernantes de turno. Eran tiempos de perversión gubernamental eran los tiempos de ‘’mi bachillerato’’ como acostumbro expresar.

También en la dictadura de Batista nos informábamos de muchas torturas, prisiones y muertes, fueron unos cuantos combatientes de diferentes grupos y organizaciones, que no vieron la realidad, del final de esa dictadura.

No pienso referirme al triunfo de la Revolución, como un hecho histórico, solo hago referencias a lo que desde sus inicios conocemos como La Historia me Absolverá, inicio de la gran mentira y manipulación ideológica de Fidel Castro. Me refiero a que: José Marti era el autor intelectual del Moncada’’ y también más tarde de la Revolución. En la que criamos representaba los ideales e intereses patrios, de los que estábamos en edades de transición biológica, entre muchos cubanos. En lo personal pertenecía a la juventud en los inicios de experimentar y aprender, ser mujeres y hombres. Amando y pensando en la Patria, siendo consecuentes con nuestros antecesores, esos que nuestro profesores, de forma clara y respetuosa, nos enseñaron en la Historia de Cuba, la real y verdadera. La que nunca fue ocultada o cambiada por intereses personales, de gobernante alguno.

Pertenecí o mejor nuestra generación, se formo en los principios y valores, de todos los que lucharon por la independencia, por todos los que se encargaron de recoger la bandera, no dejarla olvidada ni tirada en un rincón. Y mucho menos pisotearla.

Fueron mucho los que nos dejaron legados de amor y pensamientos claros hacia esa madre común la Patria.

Hoy ante los hechos que están sucediendo en Cuba, como consecuencias de las injusticias y arbitrariedades de esa Revolución, en la Primavera Negra, en el 2003, violando el respeto a los Derechos Humanos, violando la libertad de expresión y de pensamientos, han ido cada vez más, de mal para peor, frase aprendida de mis mayores.

https://i2.wp.com/quisqueyainternacional.net/blog/wp-content/uploads/2008/05/las+damas+de+blanco.jpg

Las Damas de Blanco tomando la mano de la historia cubana, como comunes y dignas mujeres, que la Patria pario, como si previera que aun el concurso de las mujeres, como madres, esposa e hijas no habia terminado. Tomadas de las manos siempre han estado acompañadas, en mis recuerdos, con nuestro Maestro José Marti.

En ellas veo personificados los legados martianos, no solo en la lucha contra las injusticias y arbitrariedades, de esta dictadura, de este sistema totalitario que está viviendo, sus últimos tiempos, que no soporta que estas Damas de Blanco, con sus marchas pacificas y gladiolos en las manos como única ‘’arma’’, han decidido un cambio en la opinión internacional.

La Patria de José Marti y de tantos otros buenos cubanos, no se equivoco en parir de nuevo, muchos años después del 28 de enero de 1853, a estas mujeres valerosas y dispuestas, para hacer valer, a dignificar los Derechos Humanos, para que no sigan siendo en Cuba, papeles mojados o ‘’palabras falsas de ciertos hombres, que se lleva el viento’. ‘recordando una ronda infantil.

Fueron tan impactantes, las escenas que vimos por los medios. Fueron tan humillantes para la condición humana y en especial, para la mujer.

Demasiada cobardía de hombres y mujeres, sin importar si estaban con el ‘’verde olivo’’ con camisetas rosadas o rojas, sin importar que desearan parecer civiles simples, pueblo, defendiendo al régimen.

Todos esos seres, que maltrataron y atropellaron, estaban asustados, estaban comportándose con la furia, que inconcebiblemente, los humanos demuestran cuando, no les asiste la verdad histórica.

Hoy deseo recordar y homenajear a José Marti, con su Honrar…Honra.

Honrando con respeto y reconocimientos a esas Damas de Blanco, a ese grupo de mujeres que siempre las veo, acompañada de los versos y referencias que Marti, nos dejara para que nunca olvidemos, valorar la acción de mujer. Ellas dan la vida, cuidan y educan para que la prole, continúen defendiendo, la continuidad de nuestra historia.

Viendo estas escenas, me pregunte un poco dándole a la máquina del tiempo, hacia el presente en José Marti. No dejo de recordar los homenajes que en vida José Marti, les hiciera a las mujeres.

Me he preguntado ¿que escribiría en la actualidad?, al ver tal cobardía dirigida y organizada, por esos que desde antes del 1959 y después, repetían y repiten aun, que José Marti es el autor intelectual de la Revolución.

Estoy segura que el pensamiento y la pluma del Maestro, honrarían a estas Damas de Blanco y condenaría a Fidel Castro y demás seguidores, nunca nos absolvería.

Ese ‘’condenadme que la Historia me Absolverá, expresado por Fidel Castro’’ hoy se convierte en una condena de todos los cubanos dentro y fuera.

Hoy les estamos agradecidos a esa Damas de Blanco, considerando que esta estocada, dio en la diana para recordar que esa Revolución, gracias a esta mujeres, le han demostrado al Mundo, que José Marti no pudo haber sido el autor intelectual, para esos crímenes, prisiones injustas, para robarse y hacer de la Patria un feudo particular y peor aún. Tener a la Patria en ruina total.

Pero con hijos e hijas, que a pesar de los pesares, a pesar de estos 51 años, han demostrado, han permitido que el decoro, la dignidad y el amor patrio aun se mantengan vivos en la Patria.

Al verlas recordamos a Marti en su:..’’No habrá acción de hombre que triunfe, sin el concurso de las mujeres’’

Recordamos y nos estimula, su predica:

Extracto de Abdala 1869

(…) El amor, madre, a la patria,

No es el amor ridículo a la tierra

Ni a la hierba que pisan nuestras plantas

Sino el odio invencible a quien la oprime

Es el rencor eterno a quien la ataca (…)

En Zaragoza, José Martí estuvo muy activo en la vida cultural de la ciudad, donde como colaborador del Diario de Avisos, establece amistades, se convierte en orador brillante e incluso tiene tiempo para enamorarse; lo dice en versos demostrando su amor y respeto por una mujer:

Para Aragón en España,

Tengo yo en mi corazón

Un lugar, todo Aragón,

Franco, fiero, fiel, sin saña.

Si quiere un tonto saber

Por qué lo tengo, le digo

Que allí tuve a un buen amigo,

Que allí quise a una mujer.

La mujer que menciona Martí en su poema es Blanca de Montalvo, aragonesa, que posteriormente se casaría con el doctor José Simeón Pastor.

En esta última cita, deseo honrar a las Damas de Blanco, como madres gracias, al amor.

Y convencidas de aportar además de las herencias genéticas, herencias de su fe y lucha, en el mejoramiento humano de los cubanos.

A la edad de 16 años, Martí ingresó en prisión y desde allí le envió una foto a su madre con los siguientes versos escritos por él:

El Ismaelillo, dedicado a su hijo, a su hijo le escribe en el prólogo:

Hijo:

Espantado de todo, me refugio en ti.

Tengo fe en el mejoramiento humano, en la vida futura, en la utilidad de la virtud, y en ti.

Si alguien te dice que estas páginas se parecen a otras páginas, diles que te amo demasiado para profanarte así.

Tal como aquí te pinto, tal te han visto mis ojos. Con esos arreos de gala te me has aparecido. : Cuando he cesado de verte en esa forma, he cesado de pintarte. Esos riachuelos han pasado por mi corazón.

¡Lleguen al tuyo!

Gracias, Damas de Blanco, por dignificar a la Patria y a todas las mujeres cubanas.

Ya escribieron historias no solo cubanas, también en tierras lejanas.

La opinión internacional ha dado un gran giro, hacia la verdad y la razón que asiste para que se respeten los Derechos Humanos en Cuba.

https://i2.wp.com/www.freedomarchives.org/La_Lucha_Continua/images/jose_marti.jpg

José Martí

Anuncios

Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: